Todas aquellas posturas o hábitos cotidianos que impliquen:

  • FLEXIÓN DEL CUELLO
  • ADELANTAMIENTO DE LA MANDÍBULA
  • COMPRESIÓN DE UN LADO DE LA CARA

pueden causar el Compromiso Articular Temporomandibular CAT y despertar cualquiera de sus signos y síntomas.

Estas pueden ser POSTURAS PASIVAS y POSTURAS ACTIVAS. He aquí unos ejemplos:

POSTURAS PASIVAS:

  • al estar tendido:
    • lado de dormir
    • postura al dormir
    • posturas de descanso: en la cama, el sofá
  • al estar sentado:
    • leyendo
    • viendo la TV
    • apoyando la mano o el puño sobre la cara

POSTURAS ACTIVAS:

  • lado de masticación: masticación unilateral
  • hablar
  • al trabajar: ordenador, músicos, teléfono, chóferes, etc.
  • al practicar ciertos deportes
  • al realizar tareas domésticas: coser, planchar
  • al realizar actividades cotidianas: mirar el móvil, conducir, etc.
  • hábitos perniciosos: masticar chicle, fumar, comer pipas, morderse las uñas, mordisquear cosas, etc.

Son, por tanto, múltiples las posturas y hábitos que despiertan el CAT y por eso es necesario una minuciosa historia clínica realizada por un profesional conocedor de esta patología para desgranar las particularidades de cada paciente.

Fuente: https://drlarenaavellaneda.blogspot.com/p/posturas-y-ha.html